La Drosophila Melanogaster y la Web 2.0 (el estado de muchos mercados en 2016)

por -roliver TDC
Wikipedia

Wikipedia

Este post lo escribí hace años (mayo 2011), pero cada vez es más actual, así que lo lanzo de nuevo en la versión 2016. Diariamente veo a empresas que se pasan al mercado B y las de éste mercado al A, gente nueva sin experiencia que engola como si tuviera un Nobel en la materia para tapar su bisoñez o el más tonto de mi pueblo que habla de sí mismo en tercera persona como “reputado experto”, miles de contenidos en la Red refritos y/o copiados y muchas más que no caben en el post, en fin, demasiados invitados para tan poca merienda. El ciclo de vida de la mosca del vinagre (o de la sidra) es un buen ejemplo de lo que va a pasar, el problema es que esta inflación de “expertos” está llevando al mercado a un lugar de precio bajo y ninguna aportación de valor. Es la escenificación perfecta del tango Cambalache.

Para hacer un pequeño ejercicio de la técnica de escenarios y prever los posibles caminos de desarrollo que puede tener la Web 2.0, quiero utilizar el símil del famoso experimento de la Drosophila Melanogaster o mosca del vinagre (mosca de la fruta o mosca mediterránea, como también se la conoce). El experimento supone poner larvas de la Drosophila en una campana de cristal o en una botella de laboratorio y observar su ciclo de reproducción y sus consecuencias, claramente, su ciclo de vida. Las moscas del vinagre en la etapa de pocas unidades, vuelan por la botella sin que apenas sean percibidas por su tamaño y color, pero en muy poco tiempo y debido a su capacidad de reproducción, se va formando una nube constituida por pequeñas unidades que, poco a poco va tupiendo la nube en la campana hasta formar una masa tan numerosa que les impide la existencia y movimiento al estar colisionando continuamente, hasta que mueren por falta de espacio debido a su desarrollo rápido y prolífico.

Este efecto existe en el mundo Web 2.0, hay una medida o proporción que es clave para el desarrollo de esta sociedad, pero cuando te pasas de la proporción, la niponización de comunicados produce la muerte del sistema. Hay que tener este efecto bajo el punto de mira, pero es muy difícil evitarlo, veamos algunos ejemplos:

  • Hay algunos emisores de información en Facebook que, bien porque están conectados a agencias de noticias, bien porque tienen becarios que les hacen el trabajo, inundan el muro de todos sus seguidores, de tal forma que es difícil leer otra cosa más allá de sus noticias, que siempre son referencias de otros, como no podría ser de otra forma. Solución, borrarse de su “amistad”
  • Recepción masiva de invitaciones a eventos a los que no puedes asistir (algunas veces, en otro continente) o porque no te interesa nada la inauguración de un centro para la celebración de los cumpleaños de los niños. Solución, crear listas para segmentar y enviar sólo a quién pueda interesar, por ejemplo, personas en edad de tener hijos pequeños
  • Si estas apuntado a muchos grupos de diversas redes sociales y te llegan sesenta mensaje sobre debates abiertos con los que te das cuenta que lo que se dice en ese grupo no te interesa, no lo pienses más, bórrate.
  • Tener 4.749 seguidores que no tienen nada que ver contigo ni con tus intereses ni tus temas, no tiene ningún sentido.  Bórralos y busca a otros que sí sean tu target. En la Red hay multitud de potenciales buenos contactos y nuestra misión está en encontrarlos. En cualquier caso, tener seguidores, a los que no les interesa lo que tú dices no hace daño ni molesta, pero es inútil.

Lo que no nos tiene que pasar es lo que haían los que se compraban las primeras agendas electrónicas, que en los primeros días “twiteaban” su vida en la agenda: a las diez, llamar a Juan; a las 10,30 Almuerzo; a las 12 h., recordar a Paz que tienen que ir al banco; a las 13 h. Llamar a casa, para ver qué hay para comer.…y finalmente dejar de poner acciones hasta dejar de usarla. La sociedad 2.0 todavía está ajustando lo que tiene que ser, por eso hay que entrar con pensamiento sistémico, en busca de equilibrios, evitando agotarse ante la dinámica de la curva logística que suele describir el uso de las herramientas 2.0. Es un mundo con tantas posibilidades que hay que conocerlas todas y si te equivocas, no pasa nada, rectificas y ya está, porque no hay nada como aprender de la experiencia.

La economía se regulariza de este modo. Buen ejemplo es la agricultura que lo ha hecho siempre así, todos los agricultores tienden a cultivar aquellos frutos de su trabajo que más rendimiento dan. De este modo, siembran lo que parece haber tenido mejores márgenes en el mercado en año anterior hasta que hay tantos que ya no es negocio para nadie y vuelven a girarse hacia lo que sí da rentabilidad, y pasa lo mismo otra vez. Vamos, pivotando cada año, como diría un emprendedor perdido en su Canvas…

 

3 Trackbacks to “La Drosophila Melanogaster y la Web 2.0 (el estado de muchos mercados en 2016)”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: